Fundación Newenko expone ante el Senado sobre nueva Subsecretaría de Recursos Hídricos

Actualizado: 12 abr


El día miércoles 9 de marzo la Directora Ejecutiva de Fundación Newenko, Evelyn Vicioso Moyano, y el Director del Área de Gobernanza Hídrica de la fundación, Pablo Aranda Valenzuela, se presentaron ante la Comisión Especial de Recursos Hídricos, Desertificación y Sequía de la Cámara del Senado en el marco de la discusión sobre el proyecto de ley que crea la Subsecretaría de Recursos Hídricos en el Ministerio de Obras Públicas (MOP).


La iniciativa, que ingresó al Senado el día 29 de junio del 2021, busca crear una nueva institucionalidad nacional de recursos hídricos, y modifica los cuerpos legales que indica. El proyecto modifica la Ley Orgánica del Ministerio de Obras Públicas, para así denominarlo como Ministerio de Obras Públicas y Recursos Hídricos, ampliando su influencia ministerial en cuanto a todos los procesos en la gestión de las aguas terrestres.


El proyecto ingresado por el gobierno anterior también plantea que la Dirección General de Aguas (DGA) dependerá de la nueva subsecretaría. Por otro lado, propone la disolución de la actual Dirección de Obras Hidráulicas pasando sus atribuciones a la nueva Dirección General de Obras Hidráulicas, a la Dirección de Infraestructura Hidráulica y la Dirección de Servicios Sanitarios Rurales.


Además, crea el Consejo Nacional de Recursos Hídricos y la Comisión de Ministros de Recursos Hídricos. El último deberá elaborar una propuesta de Política Nacional de Recursos Hídricos y aprobar, seguir e implementar el Plan Nacional de Recursos Hídricos. Finalmente, también se crea un Comité Técnico de Recursos Hídricos y se conforma un Panel de Expertos de Recursos Hídricos.


Los representantes de Fundación Newenko destacan que el Ejecutivo reconozca que hay una crisis de la institucionalidad hídrica en Chile, sin embargo, critican que es un error ubicar a la nueva Subsecretaría en el MOP porque este último se enfoca en el sector productivo y en infraestructura, no en temas medioambientales.


Respecto a la creación de nuevos organismos, Pablo Aranda Valenzuela señala: “Aumentamos la burocracia y no se resuelve de manera efectiva el problema más grande que tenemos, que es la ausencia de articulación y de coordinación. Tenemos más organismos que en teoría van a coordinar, entonces, hay una dispersión mayor. Además, también indica que hay ausencia de instrumentos de gestión para la descentralización.



Propuestas de Fundación Newenko


En ese sentido, lo que Fundación Newenko propone en cuanto a una nueva institucionalidad es que en el Ministerio de Medio Ambiente se genere una Subsecretaría del Agua, y que la DGA actual tenga mayores competencias y atribuciones.


Se plantea que los organismos de cuenca cuenten con autonomía para establecer sus propias políticas públicas, planes de cuenca y organizar la gestión del agua en el marco de una Política Pública Hídrica que permita y siente las bases de funcionamiento. Aranda Valenzuela declara: “Hay que darle relevancia al sector de los organismos de cuenca porque es una demanda necesaria y es como se realiza en otras partes del mundo, es como debe ser. Las decisiones tienen que ir a nivel local y tienen que ser acuerdos público-privados.


Asimismo, se propone que la estrategia de implementación sea flexible y modificable de acuerdo a la realidad y contexto climático de cada sector. “Un proyecto de esta índole no puede ser aplicado uniformemente, tenemos que entender las realidades de cada sector”, asegura el Director de Gobernanza Hídrica de Newenko.


Fundación Newenko también pone énfasis en la relación entre gestión hídrica y los efectos que tiene en las vidas de las mujeres. La pobreza hídrica está afectando a las mujeres rurales, la falta de participación y sobre todo la falta de incorporación de mecánicas o instrumentos que sean más locales, más pequeños, asegura Evelyn Moyano Vicioso.


La Directora Ejecutiva de Newenko señala que es importante que se reconozca el escenario de escasez hídrica y que se incorpore a todos los actores, no solo a quienes tienen derecho de aprovechamiento de aguas y sobre todo que se puedan fundir algunas de las instituciones que tienen que ver con el agua en vez de multiplicar más organismos.


“En ese sentido, lo que esperamos es que los senadores puedan revisar el proyecto y puedan hacerle modificaciones que vayan en esa línea porque es un proyecto que es bastante deficiente al leer la situación actual que estamos enfrentando de escasez hídrica, concluye la representante de Newenko.


La Comisión Especial de Recursos Hídricos, Desertificación y Sequía del Senado debe redactar el primer informe sobre el proyecto, sumándose al informe que ya realizó la Comisión de Obras Públicas acerca del mismo. Posteriormente el proyecto podría pasar a ser revisado por otra comisión o pasar directamente a la Cámara del Senado para ser votado.


Video de la presentación aquí.


32 visualizaciones0 comentarios